MADRID, 15 Feb. (EUROPA PRESS)

El compositor alemán Helmut Lachenmann (Stuttgart, 1935) ha sido galardonado este martes con el Premio Fundación BBVA Fronteras del Conocimiento en Música Contemporánea en su tercera edición. Este premio, dotado con 400.000 euros, es “uno de los más cuantiosos del mundo”.

“La música es ciencia aventurera, yo lucho por una conciencia de lo innovador, verdadero portador de la cultura”, ha dicho el premiado al conocer el fallo del jurado, presidido por Jürg Stenzl, profesor de Musicología de la Universidad de Salzburgo (Austria), y con el compositor Cristóbal Halffter, galardonado en la pasada edición de estos premios, como secretario.

Junto a ellos, han compuesto el jurado Ranko Markovic, director artístico de la Universidad Konservatorium Wien (Austria); Hugues Dufourt, compositor francés, miembro fundador del Ensemble I’tinéraire; Dieter Torkewitz, compositor y catedrático de Teoría de la Música en la Universidad de Música y Artes Escénicas de Viena (Austria), y Siegfried Mauser, profesor de Musicología de la Universidad de Música y Artes Escénicas de Múnich (Alemania).

Todos ellos han destacado la importancia de los trabajos creativos de Helmut Lachenmann que, “a partir de un conocimiento profundo del pasado musical, han ensanchado el mundo de los sonidos durante los últimos 50 años como no lo han hecho las de ningún otro compositor contemporáneo”. “Ha conducido a su público hasta territorios inexplorados de la experiencia musical”, ha puntualizado el jurado.

UNA “OBLIGACIÓN”

Lachenmann, que en 2008 recibió el León de Oro de la Bienale por el conjunto de su obra, ha confesado su “sorpresa y satisfacción” por haber ganado este premio al tiempo que se ha referido al “impulso” y a la “obligación de seguir defendiendo un concepto del arte que no es tan respetado como haría falta para nuestra sociedad”.

“Aún debo digerir este premio que además ha sido una satisfacción por la parte material. Debo pensar qué hacer de manera responsable con este dinero”, ha señalado.

El compositor alemán valora este galardón especialmente porque “no considera la música como entretenimiento”. “La música tiene que ver con el pensamiento, con el logos, aunque no sé si podrá obtener el rango de ciencia. En cualquier caso, utiliza los recursos de modo pensante y abre horizontes. Esto es lo importante”, ha recalcado.

Lachenmann es partidario de seguir en la línea de su maestro Luigi Nono, “uno de los compositores más vivos a pesar de llevar muerto 20 años”, ha indicado. “Es preciso que nos salgamos del viejo concepto de música tonal y que nos adentremos en la aventura del arte, una aventura no en el sentido comercial sino de lo conmovedor. La música nos tiene que tocar”, afirma.

MUCHAS “RESISTENCIAS”

En esta idea lleva trabajando el compositor desde el principio de su carrera, consciente de que “la sociedad necesita novedades en lo estético y espiritual”.

“Mi música tiene su propio idioma, pero no me siento orgulloso de ello, eso sería infantil”, ha explicado. Lachenmann ha recordado que su labor ha sido posible a pesar de las “muchas resistencias” hacia su obra tanto del público como de la crítica. “Yo también debo vencer las resistencias en mí mismo. No nací con esta música y para mí también es extraña”, ha confesado.

“Nos basamos en una tradición que rechaza el conflicto entre la innovación y la necesidad de nuevos caminos más allá de las percepciones estándar. La música de Beethoven o de Stockhausen no existía hasta que ellos la crearon”, recuerda.

Lachenmann está convencido: “La vanguardia es la cultura, lo demás es el aprovechamiento de nuestros recursos culturales”. “Esta música se considera una experiencia exótica pero es la auténtica cultura de nuestro tiempo”, concluye.

“ES FRONTERA”

Esta apreciación incide en la manera en que Cristóbal Halffter ve al compositor premiado: “Pocos como él tienen una idea tan clara de lo que quieren. Razón y sensibilidad se dan la mano en Helmut Lachenmann”, ha declarado.

Para el músico español premiado en la anterior edición de este galardón, el compositor alemán “es frontera, una figura excepcional en el mundo de la música”. “Comprendo que para una parte del público sus obras sean muy duras. Pero la música se compone para captar la sensibilidad y la inteligencia y éste es un premio del conocimiento”, ha precisado.

Por último, Halffter ha señalado que lo que le ha importado al jurado no es el éxito de una obra “sino premiar a una persona que sabe lo que hace, es consecuente con ello y está muy de acuerdo con el momento que vivimos”.

Noticia sacada de http://www.europapress.es/cultura/musica-00129/noticia-helmut-lachenmann-musica-ciencia-aventurera-20110215133427.html